¿Cómo escoger el proveedor de hosting para mi tienda en línea?

¿

El comercio electrónico sigue aumentando su participación en el mercado. Las personas, después de comprobar la efectividad de las tiendas online, eligen comprar de forma digital dado que es mucho más sencillo y, en ocasiones, los precios son más económicos. Es por esto que, si tienes un negocio, no sería extraño que hayas decidido expandirte al mundo online.

Si todavía no tienes un negocio pero ves en el comercio electrónico una oportunidad, debes comenzar a definir las características de tu negocio. Según estas definiciones, podrás empezar a buscar todo lo que necesitas para tu tienda online.

Aunque no lo creas, esto será mucho más sencillo de lo que parece. En la actualidad, puedes encontrar en internet una gran cantidad de opciones para tener una tienda en línea rápidamente. Sin embargo, tendrás que tomar algunas decisiones importantes. Una de ellas es elegir el proveedor de hosting de la tienda. 

Cuando hablamos de proveedor, nos referimos a aquel que proporcionará el servicio de alojamiento web del sitio que vas a tener. El hosting es el servicio que se encarga de almacenar tu sitio. A través de este proveedor, tu sitio web podrá visualizarse por internet. Para esto se utilizan servidores, pueden ser físicos o virtuales, conectados a la red. Los servidores físicos son equipos que poseen una gran capacidad de almacenamiento.

El hosting es de suma importancia para el funcionamiento de tu web. Como ya mencionamos, es el que se encarga de que los usuarios puedan ingresar a través de internet. Si el hosting funciona mal o el plan no es el correcto, tu web puede tener fallas y no estar disponible en el mundo online. Por esto, es necesario que te tomes tu tiempo para elegir e investigar cuál es el servicio que te conviene. 

Si no sabes cómo hacerlo, no te preocupes. En este artículo, vamos a contarte cómo escoger el proveedor de hosting para tu tienda en línea.

#1 Determina el tamaño de tu e-commerce

El tamaño del sitio es el que determina el espacio de almacenamiento que necesitas. Esto puede sonar un poco complicado, por ello te lo explicaremos con un ejemplo. Imagina que tienes un archivo en la computadora y quieres trasladarlo a un pendrive. Se trata de una película en alta calidad, por lo que pesa 11 gb. El tamaño del pendrive, deberá ser el mismo o superior al de la película.

Lo mismo sucede con el sitio web y el hosting. El plan que elijas, debe ser superior o igual al tamaño de la tienda. 

#2 Selecciona el tipo de hosting que deseas

No todos los hostings son iguales. Cada uno posee características diferentes. De tus necesidades, dependerá el tipo de hosting que elijas:

pastedGraphic.png

Dedicado: es el hosting cuyo servidor es exclusivamente para tí. No lo compartes con nadie más, por lo que no corres riesgo de que tu web se caiga. En cuanto a precio, es más caro que el resto.

VPS: en este caso, es un servidor que, de forma virtual, es dividido en distintas partes que conforman un hosting individual. Tiene una gran relación precio-calidad.

Compartido: el servidor está dividido en distintas partes. La desventaja de este tipo de hosting es que tu sitio se puede ver influido por el resto de los usuarios. Sin embargo, es una de las opciones más económicas.

Cloud Hosting: uno de los más elegidos por grandes empresas. Se trata de un hosting en la nube. Es un servicio muy flexible y personalizable. Sólo se paga lo que se usa. 

#3 Busca opiniones sobre los distintos proveedores

Internet es una gran fuente de testimonios. Antes de contratar un servicio, tómate tu tiempo para conocer las opiniones de otros usuarios. Existen muchas opciones que, a pesar de tener un gran precio, no son beneficiosas con tu sitio. 

El hosting es muy importante para que tu sitio funcione bien. Debes preocuparte en saber los antecedentes de los diferentes proveedores y, después de obtener toda la información, decidir cuál es el mejor.

#4 Averigua el uptime del hosting

El uptime es lo que indica el tiempo en que un servidor está activo, sin sufrir ningún tipo de error ni interrupción. Es decir, es el porcentaje de tiempo en que el hosting está operativo.

pastedGraphic_1.png

Además de las opiniones y testimonios de usuarios, debes mirar este número dado que, si descubres que el uptime del proveedor está fuera de la media, tu sitio sufrirá mayores percances que con otras opciones.

Es por esto que, el uptime, se convierte en una parte fundamental del rendimiento de un servicio de hosting. Es algo así como la calificación de un proveedor.

#5 Revisa si posee planes que incluyan otros servicios

Por lo general, los proveedores de hosting, ofrecen packs que incluyen, además del servidor, otro tipo de servicios. Fíjate en buscar una opción que te convenga. Adquirir los servicios por pack, te será de mayor beneficio dado que suele ser más económico. Además, al comprar todo en combo, la instalación es más sencilla.

Te sugerimos que busques planes que incluyan certificación SSL. Este tipo de certificado te ayudará mucho a proteger a tu sitio y, además, a brindar mayor confianza a los usuarios. También puedes ver si encuentras un plan que incluya el dominio, para tener todo dentro de un mismo proveedor.

#6 Fíjate si posee soporte técnico

pastedGraphic_2.png

Quizás te parezca innecesario, pero debes saber que, el soporte técnico, es fundamental si no tienes grandes conocimientos sobre el desarrollo de sitios web. Cuando recién empiezas en este mundo, no sabes mucho cómo hacer las cosas. Es el soporte el que te ayudará a que no tengas inconvenientes en tu web. La instalación y los problemas que surjan, serán solucionados por el servicio de ayuda.

Otra cuestión, que debes tener en cuenta, es el idioma que manejan. Por lo general, en todos los servicios de soporte, se habla inglés. Sin embargo, si no hablas este idioma, debes buscar uno en el que se hable el español.

Escoger el hosting de una tienda online, no es complicado. Pero si es importante. Si tienes en cuenta estas características, no tendrás problema con tu proveedor.

Sobre el autor

Carlos
Carlos

Mi verdadera pasión es la de divulgar mi estilo de vida y los hábitos que han provocado una mejora en mi vida aumentando mi forma de afrontar las cosas. Espero aportarte información de interés.

Añadir comentario