Aprobado el nuevo estándar para Ethernet

A

Si sois seguidores o aficionados de la tecnología sabréis que esta evoluciona de manera muy rápida. Lo que hoy es un avance dentro de un año estará anticuado. Un claro ejemplo sería la velocidad de datos móviles, hemos pasado en poco más de dos años del 3G al 3G+, luego al 4G y ya se está probando el 5G. En este contexto nos damos cuenta que la velocidad de la línea fija de cobre, xDSL, no ha cambiado mucho. Ahora sale un nuevo estándar para la tecnología Ethernet que permitirá multiplicar hasta por 5 esta velocidad.

La situación actual

Aquellos de vosotros que no disfrutéis de una conexión de fibra óptica os habréis dado cuenta como la velocidad de conexión es mucho menor a la ofrecida por estos cables.

En la actualidad, existen seis tipos de cableado Ethernet: Cat.5, 5e, 6, 6a, 7 y 8. Los habituales en nuestros hogares hoy en día son los 5e y 6, dejando los 6e y 7 para la conexión denominada 10 Gigabit, algo más veloz que los otros. Hasta ahora, en estos  cables se ha limitado la velocidad a 1 Gbps  de acuerdo con el ampliamente implementado 1000BASE-T (IEEE 802.3ab).cable-ethernet

Dado que la especificación más ambiciosa del estándar inalámbrico 802.11a hace que se pueda disponer hasta de 6,5 Gbps en la red nos encontramos que nuestro equipo de conexión, router y cableado, crea un efecto cuello de botella, limitando nuestra velocidad teórica de conexión.

Ahora, las velocidades teóricas van a dar un salto significativo gracias a nuevo estándar del que os vamos a hablar a continuación.

Nuevo estándar, más velocidad.

Un nuevo estándar aprobado por la IEEE y conocido como 2.5 y 5 Gigabit Ethernet (su nombre formal es más difícil de recordar: IEEE 802.3bz-2016, 2.5G/5GBASE-T) logra que la velocidad de las conexiones Gigabit Ethernet se multiplique hasta por cinco sin que tengamos que hacer nada en nuestro cableado.

Gracias a las mejoras introducidas por la especificación lograremos llegar a 2,5 Gbps si usamos cableado Cat 5a y nada menos que 5 Gbps con cableado Cat 6, algo que es más importante de lo que podría parecer.

Además de esta mejora en el ancho de banda, el nuevo estándar incluye también nuevos protocolos para el llamado PoE (Power over Ethernet) que permitirá alimentar puntos de conexión inalámbricos mediante el uso del mismo cable de conexión de datos.nuevo-estandar

Como veis este nuevo estándar nos ofrecerá una gran mejora sobre la red actual de cobre, tanto para uso doméstico como empresarial, y sin necesidad de cambiar el cableado. Se espera que los primeros routers adaptados a este formato comiencen a llegar a finales de este año o principios del siguiente. En cuanto podamos echarle mano a una conexión de estas y probarla en condiciones os contaremos nuestras impresiones.

About the author

Diego Sáez

Add comment