Mejor gama media con Android (Agosto 2015)

M

Ya ha llovido mucho desde la época en la que había que desembolsar cerca de 400€ para hacerse con un smartphone con Android que tuviese 1GB de RAM y un procesador de dos núcleos, siendo el Samsung Galaxy S II uno de los pioneros en montar este hardware, para olvidarnos del lag que suponía la multitarea en este sistema operativo, o al menos aliviarlo, y siempre teniendo en cuenta la optimización que hacen los fabricantes de sus dispositivos (aquí gana Google en sus Nexus por usar AOSP, excluyendo la versión 5.1 para la tablet Nexus 7 de 2012) o a las apps que instalamos (ejem, Facebook… creedme, notaréis una mejora en el rendimiento si os pasáis a las apps alternativas a la oficial o accedéis desde el navegador) pues no todo depende del hardware, no por nada existe en la informática el dicho “el software es lo que hace lento al hardware”.

Pero gracias a la reducción en los costes de los componentes, a la investigación y por supuesto al aumento de la competencia, ya podemos encontrarnos smartphones con componentes mejores (sino en calidad al menos sí en cantidad ofrecida) por menos de 200€, o incluso por 100€ si hay algún valiente dispuesto a sacrificar calidad en el ensamblaje y en soporte a costa de pagar menos (pero recordad, lo barato sale caro). Por ello esta entrada viene a exponer cuales smartphones son para un servidor los 4 mejores en la llamada gama media, o como yo prefiero denominarla, los smartphones que cuestan 200€ o menos; eso sí, recurriendo en algunos casos a comprarlos a una tienda de China, a menos que tengamos paciencia hasta que estén disponibles más cerca, aunque esto encarece el precio pero ofrece más seguridad respecto a garantía por si el dispositivo viene con algún defecto.

Motorola Moto G (3ª Generación)

La versión actualizada del smartphone que el año pasado fue el rey de la gama media, si bien ha decepcionado a muchos que esperaban que tuviese unos componentes mejores, sigue siendo una buena compra por los 200€ que cuesta, eso sí, con solo 1GB de RAM y 8GB de memoria interna. No obstante si estáis dispuestos a rascaros aún más el bolsillo, existe la versión con el doble de memoria, tanto de RAM como interna.

Moto_G_2015_0003

En mi opinión es la mejor decisión de compra si queréis tener un smartphone que seguro va ir bien (yo soy dueño de la versión del año, así que doy fe de primera mano del rendimiento que ofrece esta gama de Motorola) y además sin problemas de garantía al ser vendido por una empresa con presencia en todo el globo. También tenéis aseguradas actualizaciones (recordad que Android 6 está a la vuelta de la esquina) además de ya venir con la última versión disponible de Android, Lollipop 5.1.

Eso sí, por el contra tal vez ofrece poco para el precio que cuesta, pero no me extrañaría que bajase de precio en los próximos meses. Pero lo dicho, estáis pagando por tranquilidad, calidad y fluidez, siempre que no os paséis instalando aplicaciones pesadas o que consuman recursos contantemente en segundo plano.

Xiaomi Note 2

De la lista de esta entrada este modelo es el que dispone de las mejores especificaciones. Problema: hay que importarlo de China, pero al tratarse de esta empresa hay que tener mucha mala suerte para que llegue con algún defecto dada la calidad que ofrecen sus dispositivos.

Pantalla FullHD, 2GB de RAM, cámara de 13 megapíxeles, el mejor procesador de Mediatek hasta la fecha (8 núcleos, estructura de 64bits y a 2,2GHz), 16GB o 32GB de memoria con slot microSD (primer smartphone que solo sube unos 20€ de precio por doblar su capacidad de memoria) por 160-180€ o incluso menos según la tienda, aunque será más caro cuando podamos adquirirlo más cerca que de China en el futuro mediante algún vendedor internacional como Amazon.

Xiaomi-Hero

Eso sí, trae MIUI v7 de defecto, que en realidad resulta seguir siendo Android 4.4.4 pero supongo que cuando Xiaomi presente la versión de su fork basado en una versión de Android más reciente, este modelo debería ser de los primeros en actualizarse.

En conclusión, una muy buena compra siempre que no presente problemas y haya que mandarlo a China a que lo solucionen o tengáis que recurrir a la garantía.

Xiaomi Redmi 2

Mismo procesador que el Motorola Moto G de esta lista (Qualcomm Snapdragon 410) pero más RAM y memoria interna por menos precio (unos 50€ de diferencia si lo pedimos a alguna tienda de China directamente). También tiene un poco menos de pantalla (4,7” vs 5”) aunque manteniendo la misma resolución, lo que permite que el dispositivo ocupe menos en nuestra mano, lo que para muchos es algo muy importante ante la moda de smartphones cada vez más grandes.

Redmi_2-10

No obstante y a diferencia del otro modelo de Xiaomi de esta lista, lleva MIUI v6 que está basado en Kitkat, pero se espera que se actualice a la v7 y a siguientes versiones al ser un dispositivo de este año.

Eso sí, al llevar más tiempo en el mercado que el Xiaomi Note 2 podemos encontrarlo en tiendas más cercanas que las establecidas en China o comprarlo con el respaldo de vendedores internacionales como Amazon.

Meizu M2

El más barato de la lista. Monta un procesador Mediatek que según algunos test es más potente que el Qualcomm Snapdragon 410 que montan el Motorola Moto G y el Xiaomi Redmi 2, aunque no tanto como el que lleva el Xiaomi Note 2. Eso sí, habría que ver si la capa de personalización que lleva no lastra su rendimiento, no obstante corre la versión 5.1 de Android, algo que solo hace Motorola en esta lista. Por lo demás monta 2GB de RAM y 16GB de almacenamiento interno junto a una pantalla de 5” pero con resolución HD.

meizu m2

Quizás la cámara, aunque de 13 megapíxeles, sea en lo que más cojea comparado con el resto de smartphones de esta lista, pero en algún punto tenían que recortar para ofrecer el conjunto de componentes que monta a un precio bajo.

Conclusión: los smartphones chinos van ganando

No es por nada que 3 de los 4 smartphones de esta lista haya que comprarlos (de momento) a China, pero atendiendo a la relación prestaciones/precio es lo lógico si tenemos en cuenta que para adquirir un dispositivo con Android con 2GB de RAM (algo que este sistema operativo agradece enormemente), buen rendimiento y que sea una marca conocida (para saber que estamos pagando por un mínimo de calidad también) tengamos que gastarnos unos 200€ mínimo (salvo que nos encontremos con alguna oferta claro).

Eso sí, importar un smartphone o una tablet desde China tiene sus riesgos e inconvenientes, como son el tiempo de espera, la posibilidad de tener que pagar aduanas o el tener que devolver el dispositivo recurriendo a la garantía porque se nos rompa o traiga un defecto de fábrica. Pero con todo, si sabemos escoger atendiendo a los múltiples análisis y opiniones de blogs especializados como este y a los foros sombre smartphones, no deberíamos arrepentirnos de nuestra compra, al menos en lo que respecta a rendimiento y calidad por el precio que tienen estos dispositivos.

Y sobre esto último, como experiencia propia os digo que antes de comprar el Motorola Moto G (de 2ª generación) que uso actualmente compré a una tienda china un Xiaomi Redmi 1S (que monta la misma memoria y procesador que el smartphone que uso actualmente), el cual me costó 150€ hace 2 años, siendo por entonces complicado encontrar un smartphone con un procesador Qualcomm de 4 núcleos y 1GB de RAM por ese precio, pero la relación rendimiento y calidad por precio de este dispositivo superaba los posibles riesgos de comprarlo a una tienda de China y que me lo mandasen desde allí, y no me arrepentí en absoluto de hacerlo.

About the author

Juan Carlos Mellado

Add comment