Tu testigo online con eG-social. Lo último de eGarante.

T

Las formas de ciberdelincuencia y derivados son la tónica de este último año. De eso sabe mucho la compañía sobre la que vamos a hablaros. Vamos a analizar desde esta web una novedosa solución para las actuaciones tendentes a establecer una prueba jurídica online.

eG-Social.

Lo último de la compañía española eGarante es eG-Social. Una herramienta novedosa que pone a disposición del usuario la posibilidad de actuar como testigo online, para llevar ante las autoridades una prueba válida en derecho que pueda certificar la existencia de un ilícito. Antes hablemos de la compañía que ha dado vida a esta solución para conflictos digitales.

Una compañía española con experiencia en el sector.

¿Cómo trabajan?

EG-Social es una mejora en un producto final que se centra en servir de testigo ante publicaciones o menciones en redes sociales. Pero eGarante posee más recursos. Puede certificar emails, contenidos web, entrega de documentos. Para ello se vale de productos como eG-web, que certifica una prueba de contenido de una url. De esta última deriva eG-Social, al detectar la compañía una necesidad de sus clientes.

Área de usuario de eGarante

¿Por qué eG-Social?

El acoso y molestias en redes sociales se ha convertido en un problema crítico en Internet. Bajo el paraguas del “supuesto anonimato” que produce la red de redes, hemos podido ver como se han forjado comportamientos que en muchos casos son constitutivos de delitos graves. Para facilitar el proceso de defensa de sus clientes, la herramienta tratará de poner un testigo para ataques furtivos que muchas veces quedan impunes al desaparecer el mensaje en cuestión o el perfil desde el que se realizó. EG-Social es en si mismo un compendio de aplicaciones para Twitter e Instagram (desarrollando aún, contenido para las demás redes sociales). Como veremos más adelante en el uso de la herramienta, el fin es preventivo. Si el atacante borra la cuenta o comentarios, éstos quedan guardados como prueba posterior para ser usados en procedimientos legales sin ningún género de dudas.

Usando eG-Social

Para hacer uso de eG-Social, necesitaremos al menos contratar el producto eGarante 150 con el precio de 89,90 euros, En nuestro caso el producto para el test, ha sido eGarante 500. Estas suscripciones nos darán acceso no sólo al testigo de redes sociales, también podemos hacer uso del resto de herramientas de eGarante.

Submenú de eGarante Social.

Lo que hace la herramienta es guardar por métodos criptográficos la prueba de la existencia del mensaje del que queremos extraer el contenido. El primer paso es registrarse en la página de la compañía y tomar como referencia la suscripción arriba nombrada que es la que nos permite hacer uso de eG-social. Al entrar en nuestra cuenta tenemos el menú principal. Cuenta con apartados de ayuda y unos vídeos explicativos del uso de la herramienta; careciendo en el momento de escribir este artículo de un vídeo tutorial para eG-social, aunque es previsible que la compañía lo publique al encontrarse mejorando la herramienta actualmente.

 

Obteniendo evidencias en Twitter e Instagram.

La captura de evidencias nos ha parecido bastante sencilla. Para entrar en eGarante Social nos posicionamos en el apartado “servicios” del menú principal, donde veremos otro submenú siendo el que nos interesa el último de tres. Debajo de un breve mensaje explicativo de la herramienta, tenemos un apartado para “Twitter” y otro para “Instagram”. En la red social del pájaro podemos obtener evidencias de tweets publicados por cualquier usuario, menciones a tu cuenta, así como mensajes enviados o recibidos. Por el contrario en Instagram es posible captar publicaciones realizadas por tus cuentas o comentarios realizados a tus publicaciones.

Añadiendo nuestras redes sociales.

Es necesario vincular nuestras redes sociales, utilizando el hipervínculo que viene al respecto. La página es bastante intuitiva.

Las opciones que por el momento nos permite capturar de Twitter e Instagram, son bastante intuitivas pero hay que fijarse y leer los textos para identificar todos los vínculos. Una vez le hemos dado permiso a eG-social para nuestras redes, es cuestión de cliquear en el apartado que necesitamos para captar las evidencias, por ejemplo en el caso de que queramos obtener los tweets publicados por un determinado usuario, introduciremos la fecha de publicación.

Una vez le hemos dado los permisos y preparado para la captura, nos mostrará un pequeño resumen del usuario o usuarios de los cuales estamos obteniendo las evidencias y además nos mandará un e-mail con todo lo que necesitamos sobre la publicación, con validez jurídica como prueba. Es de reseñar que tenemos un número de certificaciones usables. Una vez acabada, tendremos que renovar la suscripción o contratar otra.

 

eGarante captura y certifica digitalmente el contenido antes de que desaparezca.

Apta para dar validez a la prueba.

Tras unas semanas probando eG-social, la herramienta nos ha parecido muy acertada, sobretodo para personas que necesiten aportar pruebas a procedimientos judiciales. No olvidemos que en muchos países los tribunales están dejando bastantes evidencias sin ninguna validez, por carecer de un método de obtención que asegure el no haber manipulado la prueba y la cadena de custodia.

 

Desde Rincón de la Tecnología queremos agradecer a eGarante la oportunidad de testear la herramienta.

A nuestros lectores, como siempre, desearos un uso seguro de las tecnologías ;)

Sobre el autor del artículo

Raúl Delgado
Raúl Delgado

#Citizen 2.0
#Compartiendo mi pasión por las TIC ;)

Añade un comentario nuevo