Aún recuerdo la emoción de recibir como regalo mi primer teléfono móvil. Era el año 1999. La posibilidad de realizar una llamada telefónica sin cables fue cosa de ciencia ficción hasta ese día. Mi primer móvil fue un Motorola Tango 300, un “ladrillo gris” de alrededor de 300 o 400 gramos, pantalla analógica, agradable al tacto a pesar de su grosor comparado con las opciones que tenemos en la actualidad. Su autonomía era suficiente para las necesidades de la época. Sencillo, completo y funcional. Recuerdo haberlo usado con un forro azul de neopreno de la marca Body Glove, espectacular. Esa fue mi entrada al mundo de la telefonía móvil, y mucha agua ha corrido por el río desde entonces…

Motorola Tango 300

Tango 300

Historias como esta habrán millones alrededor del mundo. Motorola de una u otra forma ha formado parte de nuestras vidas de muchas formas, no sólo con sus míticos teléfonos, sino con innovaciones tecnológicas en diversos sectores: automotriz, defensa, telecomunicaciones, computación, aeroespacio, satélites, antenas, entre otros. Los primeros Walkie-Talkies fueron de Motorola. El primer celular también. Ya no soy usuario de su marca, pero eso no es obstáculo para reconocer su trayectoria. Todos, en algún momento de nuestras vidas tuvimos la oportunidad de usar un producto o servicio ideado por la empresa que dio origen a una de nuestras mayores aficiones.

Hoy, a modo de tributo, presentamos 5 generaciones de teléfonos que labraron su reputación en piedra y que aún tienen sus fanáticos en todo el mundo.

StarTac. Moderno y Profesional.

Motorola StarTac 75

StarTac 75

Si hubo un dispositivo que caló en gente de todos los gustos y edades fue este, el Startac 75. Sencillo, práctico, liviano. Su forma de “ostra” transmitía comodidad, simpleza y elegancia en el uso. Ha sido uno de los formatos de teléfono que más han calado en el público, y que más adaptaciones ha tenido desde entonces. Lanzado en 1997 y con un peso de 112 gramos, un grosor de 23mm (muy fino para la época, pero imperdonable en estos días) y una batería de 500mAh fue el primer teléfono de su serie que deleitó a todos. Su última versión fue el StarTac 130 en 1998, con 95 gramos de peso, 19mm de grosor y la misma capacidad de batería, la cual ofrecía una autonomía de 140 minutos de uso en llamadas y 50 horas en Stand-by. De su forma, evoluciona la generación “v” de Motorola, orientada a las gamas media y baja y la más longeva de sus líneas de diseño, con prestaciones sencillas de mensajería, siendo el más notable el Motorola V60, lanzado en 2001, de 109 gramos de peso, un grosor de 24mm y una batería de 700mAh. Un teléfono muy elegante.

Motorola ROKR E1. La música es el próximo paso.

Motorola ROKR E1

ROKR E1

Lanzado en septiembre de 2005, fue el primer teléfono del mundo en usar iTunes como reproductor multimedia. Contó con un peso de 107 gramos, 20,5mm de grosor, batería de 830mAh, e incorpora prestaciones de audio y video: pantalla de 1,9 pulgadas con resolución de 176×220 pixeles, cámara de 0,3 mp y 11mb de almacenamiento. Cifras impresionantes para el momento. Esta generación pasó por varias presentaciones: el ROKR E2 que fue lanzado en 2006 era tipo candybar, con controles dedicados para música, pantalla de 2 pulgadas, cámara de 1,3mp, capacidad de 10mb y slot para memoria MicroSD; el ROKR E6, lanzado en diciembre de 2006, de 121 gramos de peso y 14,5 mm de grosor, igual un candybar con pantalla de 2,4 pulgadas, resolución de 240×320 pixeles (el estándar de la industria para ese entonces), cámara de 2mp y una batería de 1000mAh y finalmente, el ROKR Z6, en formato slider, lanzado en enero de 2007, el cual se unía a la nueva propuesta visual de Motorola para la época, con formas estilizadas y elegantes. Este teléfono de 105 gramos y 16,2 mm de grosor contó con almacenamiento de 64mb y slot para MicroSD, pantalla de 2,1 pulgadas, resolución de 240×320 pixeles, cámara de 2mp y quizás debido a su diseño, una batería de 720mAh. En este momento, el rendimiento de la batería permitía hasta 7 horas en conversaciones y hasta 400 horas en Stand-By.

RAZR. La Navaja.

Motorola RAZR V3 RED

RAZR V3 RED

Si StarTac en 1997 fue un teléfono que caló fuerte en todos los sectores, RAZR en 2005 arrasó con todo lo existente en el momento. Fue una locura total. Cautivó a viejos usuarios y conquistó a los nuevos. La posibilidad de dos pantallas ofrecía nuevas opciones y comodidad a los usuarios. El StarTac, pero actualizado. Las operadoras ofrecieron planes asombrosos con este aparato. La calidad de su construcción, su acabado fino y la variedad de colores hicieron de este uno de los teléfonos más vendidos en la historia. Antes de la “fiebre” de Blackberry podría decirse que este fue uno de los dispositivos más populares del mercado.

RAZR fue la evolución de las versiones “v” de Motorola. El primer modelo de esta generación fue el Motorola V3x, igualmente lanzado en 2005. El mismo contaba con 125 gramos de peso, 20mm de grosor, una pantalla de 2,2 pulgadas y memoria interna de 64Mb, con slot para MicroSD. Su batería fue de 840mAh. Incorporó cámara de 2mp. El diseño prolijo y la variedad de colores fue un boom en la industria. Este fue uno de los primeros teléfonos –o el primero- en colores brillantes como el Fucsia. La última versión de este popular dispositivo sería el RAZR2 V9x, lanzado en 2008, el cual contaría con 125 gramos de peso, 13mm de grosor (acercándose a las tendencias actuales), pero con capacidad de almacenamiento de 45mb más su slot para memoria MicroSD. Igual conservó su pantalla principal de 2,2 pulgadas, su cámara de 2mp y mejoró levemente su batería, con 950mAh.

Motorola RAZR2 V9x

RAZR2 V9x

Con el auge de las grandes pantallas surgieron posteriores versiones de RAZR que abandonaban el clásico diseño de ostra. Así, y en un momento álgido de Motorola como empresa aparece el RAZR V XT885, lanzado en 2012. Si bien conservaba las líneas de diseño de los RAZR estábamos ante un dispositivo completamente nuevo: un candybar de 125 gramos, pero con una pantalla de 4,3 pulgadas y resolución de 540×960 pixeles y tecnología touchscreen, un grosor de 8,4mm, cámara principal de 8mp y secundaria VGA, 1gb de RAM, almacenamiento de 4gb con su slot para MicroSD y una batería de 1750mAh, la cual permitía hasta 9 horas y media para llamadas y hasta 180 horas en Stand-By. Este dispositivo soportó Android Ice Cream Sandwich.

Motorola RAZR V XT885

RAZR V XT885

Este sería el último “gran teléfono” hecho enteramente por Motorola antes de su reestructuración.

En este momento, Motorola ya no era una empresa única e independiente. A inicios de 2011 y como consecuencia de una pérdida operativa aproximada de US$ 190 millones y la venta de varias de sus líneas de producción, Motorola divide su empresa en dos: Motorola Mobility, que se encargaría de Telefonía Movil y demás dispositivos y Motorola Solutions, que se encargaría de soluciones corporativas para gobiernos y empresas. Ese mismo año Google, Inc – Ahora Alphabet- compraría la división móvil.

En 2013 sale el último RAZR, el D3 XT1919, ya no como la punta de lanza de Motorola, sino como un teléfono de gama media. Conserva gran parte de las características principales de sus predecesores, 120 gramos de peso, 9,8mm de grosor, pantalla de 4 pulgadas con resolución de 480×800 píxeles, cámara principal de 8mp, 4Gb de almacenamiento interno más ranura para memoria Extraíble microSD, 1Gb de RAM y una batería de 2000mAh, todo esto con Android Kit Kat. Debo decir que a nivel de diseño ya no queda casi rastro del RAZR original, pues el equipo no presenta mayores distinciones de ese estilo. Quizás, es una interpretación del devaneo evidente de una compañía que ya no es lo que solía ser.

Motorola RAZR D3 XT1919

RAZR D3 XT1919

DROID. La transición al mundo touch de Motorola.

Con la irrupción del iPhone y su pantalla con teclado virtual era necesario que todas las marcas de telefonía repensaran sus dispositivos móviles, y Motorola no fue la excepción. Si bien ya existían opciones sencillas con esta tecnología era necesario dar un nuevo golpe sobre la mesa para captar a nuevos y antiguos usuarios otra vez. En mi opinión, la serie DROID fue pensada para este cometido. Esta plantea una nueva línea de diseño, más estilizada, más elegante y acorde con los nuevos tiempos y nuevos competidores que entraban a jugar en el mercado. El Motorola DROID X fue lanzado en julio de 2010, y contaba con 155 gramos, 9,9 mm de grosor. Tenía una pantalla touchscreen de 4,3 pulgadas con resolución de 480×854 pixeles, cámara principal de 8mp, 6,5 Gb de almacenamiento interno más slot Micro SD, 512mb de RAM, y una batería de 1540mAH. Operó con Android Gingerbread. Esta es una de las líneas que se ha mantenido con cierta popularidad.

Motorola DROID X

DROID X

En octubre de 2015 salió el DROID Turbo 2, un teléfono gama alta de 170,1 gramos y 9,2mm de grosor, el cual cuenta con una pantalla de 5,4 pulgadas, con resolución de 1440×2560 pixeles, cámara de 21mp con capacidad de grabar en UHD, 32/64gb de almacenamiento interno más su respectivo slot para MicroSD, 3 Gb de RAM y una batería de 3760mAh. Todo esto, con Android Marshmallow. Nada que envidiarle a las actuales generaciones de teléfonos.

Moto. Motorola, pero que ya no lo es del todo.

Motorola Moto X

Moto X

En manos de Google, Motorola cobra nueva vida, integrándose al gigante de Internet y plantando cara a una Samsung que está tomando prácticamente la totalidad del mercado, y a una Apple que se lleva buena parte de los beneficios del sector. Surgen así: el Moto X, un teléfono lanzado en agosto de 2013, el cual contó con 130 gramos de peso, 10,4mm de grosor, pantalla de 4,7 pulgadas con resolución de 720×1080 pixeles, 16/32/64Gb de almacenamiento interno, sin slot para memoria, cámara de 10mp, RAM de 2Gb y batería de 2200mAh; el Moto G, un Smartphone de 143 gramos y 11,6mm de grosor orientado a gama baja pero con calidad y rendimiento bastante buenos, pues tenía pantalla de 4,5 pulgadas, resolución de 720×1080 pixeles, almacenamiento de 8/16 Gb, sin slot de memoria, cámara de 5mp, 1Gb de RAM y batería de 2070mAh; y el Moto E, también orientado a gama baja, pero con prestaciones más modestas en pantalla, de 4,3 pulgadas y batería, de 1980 mAh.

Motorola Moto G Turbo Edition

Moto G Turbo Edition

Los últimos exponentes de esta generación son Moto X Force y el Moto G Turbo Edition, lanzados en noviembre de 2015. El Moto G es un gama media de 155 gramos, con grosor de 11,6mm, 2Gb de RAM, pantalla de 5 pulgadas y resolución de 720×1280 pixeles, cámara de 13mp, 16Gb de almacenamiento interno y slot para Micro SD y una batería de 2470mAh, mientras que el Moto X Force es un gama alta con pantalla de 5,4 pulgadas, 1440×2560 píxeles, cámara de 21mp, 3 Gb de RAM y batería de 3760mAh.

Hace escasos días supimos del cese –por así decirlo- de esta mítica marca en el mundo de la telefonía. Lenovo group, su actual propietaria, ha decidido “simplificar” su nombre de sus próximas generaciones de teléfonos móviles. Ahora Motorola pasará a asumir su diminutivo, “Moto”, seguido del “by Lenovo”. Su inconfundible logo –batwing- seguirá, según dicen las fuentes recordándonos que ellos fueron los primeros en abrir la puerta para llevarnos al universo de emociones que hoy sentimos cuando manipulamos una simple pantalla.

Motorola Lenovo

Todos, sin excepción ni distingos debemos estar muy agradecidos y expectantes, quizás nos vuelvan a sorprender una vez más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *